≡ Menu

Alejandro Dumas: Biografía, Libros, Frases y mucho más

Conoce la vida e historia de Alejandro Dumas, uno de los más grandes dramaturgos y novelistas del siglo XIX. De origen Francés, con más de cien mil páginas escritas, todas llenas de pasión, historias, novelas, autobiografías e incluso, libros infantiles. Un hombre de letras que dejó un legado tras sus obras literarias, siendo varias de ellas convertidas en las más grandes producciones cinematográficas del siglo XX.

alejandro dumas

Biografía de Alejandro Dumas

A través de este interesante artículo se conocerá la biografía de Dumas Davy de la Pailleterie, conocido popularmente como Alejandro Dumas, nacido el 24 de julio de 1802 en la ciudad de Villers – Cotterest, en Francia. Sus orígenes familiares están en la colonia francesa de Saint-Domingue, un lugar que en la actualidad es llamado Haití.

El General Thomas Alexandre Dumas era su padre, una persona de carácter fuerte pero de corazón humilde, tal vez por ser hijo del Noble francés Alexandre Antoine Davy de la Pailleterie, un destacado caballero de su época. Su madre fue Marie Louise Elisabeth Labouret, una esclava negra que provenía de las Islas Indias del Oeste de Santo Domingo.

Alejandro Dumas queda huérfano de padre antes de alcanzar la adolescencia, tras padecer cáncer, acabando con su cuerpo a los 43 años, quedando él y su madre bajo el sostén de una insignificante pensión, viéndose ambos obligados a sobrevivir con muy poco dinero. Enfrentándose a una situación donde la educación ya no era una opción.

alejandro dumas

Inicio de su inspiración

A causa de los grandes momentos de necesidad, Alejandro Dumas a sus 14 años toma la decisión de ingresar a la Escuela del Abad Gregorie, ubicada en Villers-Cotterets desde 1811 hasta 1813, un lugar donde adquiriría formación militar. Para 1819 desarrolla interés por la cacería, la cual se vería sumamente influenciada por interacción con Adolohe de Leuven, un personaje que además siembra en él una inspiración hacia la literatura, surgiendo pronto lo que serían sus primeros escritos.

En 1822 las amistades de su padre envían una recomendación a la Secretaría del Duque d’Orléans, mostrando la perfecta caligrafía de Alejandro Dumas, esto sirvió para conseguirle una excelente vacante de empleo en París, formándose un futuro que pronto lo expondría ante el mundo. Devorando los libros y todo el material que conseguía a su paso, este novato escritor redactaba las cartas del Despacho de la Secretaría.

Influenciando cada vez más por los textos que hablaban sobre los eventos del siglo XVI y XVII, además de convertirse poco a poco en un espectador recurrente de las obras del teatro antiguo de la ciudad, quedó cautivado con las primeras representaciones de Shakespeare y Hamlet. Alcanzando con ellas esa inspiración viva para comenzar a escribir sus propias obras literarias.

alejandro dumas

Sus primeras obras

Tras obtener una fuerte influencia mediante el teatro y las innumerables lecturas, Alejandro Dumas escribe formalmente su primera obra literaria titulada “Enrique III y su corte”, para posteriormente entregar “Anthony”, ambas expuestas al público el 10 de febrero de 1829 y promovidas por la editorial Comédie Française. Ambos textos fueron un verdadero éxito y dieron continuidad a una extensa carrera en novelas literarias.

En el mundo de la literatura han existido varios escritores, pero ninguno se compara  con Alejandro Dumas, un ser humano que se inspiraba profundamente en todas y cada una de sus obras. Llegó a reunir más de 1.200 volúmenes, destacándose en 1844 con “Los Tres Mosqueteros” y El Conde de Montecristo”, dejando una huella característica y única en el contenido de sus historias.

Aunque se conoce de personas que contrataba para transcribir sus novelas, Alejandro Dumas era muy meticuloso y cuidadoso con el desarrollo de la gramática, buscando siempre mantener ese sentido de valor histórico que se puede percibir en sus obras. Detalles que mostraremos más adelante en este fascinante artículo.

Sus amores

La vida de este célebre autor no solo fue enfocada a la escritura de sus novelas, llegó a tener muchas interacciones sociales y así fue como conoció a su primer amor Marie Catherine Lebay, una mujer mucho más joven que él y atractiva, de profesión costurera. De esa relación nació en 1824 su primer hijo, quien llevaría su mismo nombre, Alejandro, sin embargo esa unión estable duró por poco tiempo.

Posteriormente se vio involucrado en una relación marcada por las aventuras y el desorden en el amor, trayendo al mundo a su segundo hija Marie Alexandrine en 1831; como el fruto de varios episodios románticos y clandestinos con la actriz Belle Krebsamer, quien le obligó a reconocerla legalmente.

Viajes

Una vez que nacen sus hijos, sigue inspirándose y escribiendo novelas. Hasta 1832 es cuando su carrera como dramaturgo alcanza la parte más alta, literalmente hablando, ya que recibe una invitación por parte del Ministro de Instrucción Pública de Francia M. de Salvandy, ofreciéndole realizar varios viajes, los cuales fueron hechos en compañía de su hijo mayor y varios amigos, desarrollando en cada uno de ellos una serie de libros. Esta travesía abarcó lugares como: España, Puerto de Cádiz en el barco La Veloce, Argelia, Túnez, Suiza, Italia, Bélgica y Alemania.

Estos viajes duraron hasta el año 1838 y le sirvieron para aumentar sus recursos literarios, así como su fortuna. Evidentemente esto causó el deterioro con su primera relación sentimental. Pero a pesar de la ruptura continuó manteniendo financieramente a su esposa, amante e hijos. A su vida llega la actriz Ida Ferre, casándose en 1840 y divorciándose a los pocos meses.

En 1846 mantiene una sólida estabilidad económica, obtenida por medio de sus novelas y los escritos que realizaba durante sus viajes. Siendo estos un punto importante en su carrera, dándose a conocer en varios países como un hombre de letras y gramática fluida. Sin embargo, tenía cierto descontrol, ya que su vida se basaba en lujo y derroche.

Este destacado novelista contó con apoyo de algunas personas de buena posición económica, entre estos estaba Auguste Maquet, uno de sus colaborados financieros más leal, quien colaboró en la producción de sus primeras obras.

Declive económico

Su desborde lo llevó a la quiebra, afectado e implicado en un conflicto económico, se vio igualmente dañada su relación con Auguste Maquet, quien lo acusó legalmente de aprovecharse de su posición adinerada. Esto tuvo como resultado una sentencia del tribunal, en la que debía pagarle 145.000 francos en un período de 10 años. Como era de esperarse, esta situación le afectó seriamente su parte financiera.

Perseguido por los acreedores y con mucha presión por tener que proveer el sustento para sus hijos y mujeres, Alejandro Dumas huye a Bruselas en 1850. Allí obtiene un calma por un tiempo y se dedica a escribir sus memorias; luego vuelve París en 1853 con la idea de instituir empresas, una iniciativa que fue totalmente desfavorable, ya que funda el Théatre Historique y el Semanario Le Monte Cristo, pero ambos fueron un fracaso total.

Sus últimos años

Posterior a 1860, Alejandro Dumas continuaba creando sus novelas, mientras seguía trabajando para varios diarios de París como redactor, ya no gozaba de fiestas y lujos. Le tocó refugiarse tras envejecer y padecer los males que traen la edad avanzada. Para entonces, este particular escritor poseía una amplia variedad de temas escritos.

Como dato curioso mencionamos un trabajo hecho en 1869, donde publicó varios volúmenes de libros con recetas de cocinas y una vasta variedad de platos internacionales, el mismo fue conocido como “Gran Diccionario de Cocina”.

Ya rendido por el envejecimiento, a comienzos de 1870 busca el abrigo de su hijo Alejandro, quedándose en su hogar ubicado en Dieppe, un pequeño poblado cerca de París. Allí se inspiró para escribir su última novela, titulada “El caballero Héctor de Sainte Hermine”, publicada por Le Moniteur Universal.

Herederos

A pesar de haber tenido varios hijos dentro y fuera de sus relaciones matrimoniales, Alejandro Dumas deja en el mundo a un heredero de su cultura, poesía y pensamiento. Alexandre Dumas es reconocido por su padre a los siete años, teniendo entre ambos una relación con muchos tropiezos, a causa de las burlas que este niño recibía en la escuela por no poseer un padre en casa.

Para Alexandre Dumas esto no fue de tanta relevancia, superando los tratos crueles y discriminatorios de quienes lo rodeaban, logró sacar el mejor provecho a las cualidades adquiridas a través de su padre. Así se inició rápidamente en las letras, escribiendo sus propias novelas, entre las cuales podemos destacar a “Pecados de juventud”, su primera obra, donde narra sus experiencias de adolescencia.

Más tarde continuó inspirándose y sacó a la luz pública la obra titulada “Aventura de cuatro mujeres y un loro”, convertida en su novela más famosa. Continuó así su motivación para desarrollar otras obras, que le llevaron a recibir en 1874 un nombramiento como Integrante de la Academia Francesa de las Letras y posteriormente le conceden la Legión de Honor.

Estuvo junto a su padre durante su última etapa de vida, falleciendo por causas naturales a los 71 años. Dejando un evidente legado de ser el único hijo en haber heredado las cualidades de su padre en el mundo de la literatura.

Frases de Alejandro Dumas 

Ahora que conocemos la parte humana de nuestro fascinante autor y su gran aporte en el mundo literario, es momento oportuno para mostrar en este apartado, algunas de sus frases más célebres. Destacadas por transmitir lo que muchos críticos denominan una inspiración del alma:

  • Por bien que se hable, cuando se habla demasiado, siempre se acaban diciendo tonterías.
  • Tan rápido es el vuelo de los sueños sobre las alas de la imaginación.
  • Sobre qué delgados hilos cuelgan la vida y la fortuna.
  • El bien es lento porque va cuesta arriba. El mal es rápido porque va cuesta abajo.
  • La mujer es como una buena taza de café: la primera vez que se toma, no deja dormir.
  • El amor puro y la sospecha no pueden vivir juntos: en la puerta donde este entra, el otro hace su salida.
  • Una mente debilitada siempre ve todo a través de un velo negro. El alma crea sus propios horizontes; tu alma está oscura, por eso ves un cielo tan nublado.
  • Es raro que uno pueda ver en un niño pequeño la promesa de un hombre, pero uno casi siempre puede ver en una niña pequeña la amenaza de una mujer.
  • Salvar a un hombre y por lo tanto evitar la agonía de un padre y los sentimientos de una madre, no es hacer un acto noble, no es más que un acto de humanidad.

Reconocimiento póstumo

La fuerte influencia de Alejandro Dumas en el mundo de la escritura y literatura trajo consigo varios reconocimientos póstumos. Una vez que fallece, sus restos son trasladados a su pueblo natal Villers Cotterêts, hasta el 30 de noviembre de 2002, cuando por orden del presidente francés Jacques Chirac su cuerpo es re-ubicado en el Panteón de París. Un evento que fue televisado y transmitido por muchos medios a nivel nacional.

En la alocución del máximo mandatario se muestra el valor simbólico e histórico que tenían todas las palabras contenidas en sus obras. Alejandro Dumas es considerado para Francia uno de sus más grandes escritores, prevaleciendo en la sociedad como un hombre de letras.

Sin embargo este no fue su único reconocimiento, en 1883 fue levantada una estatua en su honor, ubicada en la Plaza de Malesherbes, en París. Creada por el famoso escultor Gustave Doré, una imagen de bronce del escritor, con las características físicas del personaje más significativo: el mosquetero D’Artagnan.

Órdenes Otorgadas

Gracias a sus destacadas obras literarias, Alejandro Dumas recibió varios mandatos en honor a su trabajo, entre ellos podemos destacar los siguientes:

  • Caballero de la Orden Real de la Legión de Honor: una de las distinciones más relevantes sobre quienes han sido grandes influyentes en la sociedad.
  • Caballero de Primera Clase de la Decoración del Mérito bajo el título de San Luis: por destacarse como aristócrata entre los grandes escritores.
  • Comendador de la Orden Española y Americana de Isabel la católica: por su destacada labor y lealtad en escritos de la orden.

Curiosidades sobre Alejandro Dumas

Un aristócrata escritor verdaderamente inspirado con la pluma, quien acentuó el valor de la historia regalando a sus lectores hazañas, aventuras y misterios que terminaban por cautivar. Alejandro Dumas escribió durante 68 años, dejando huellas, hijos y vida. Por todo esto hacemos una breve pausa y le dejamos algunas curiosidades sobre el protagonista de este artículo:

  • ¿Sabía que el abuelo de Alejandro Dumas había vendido a su hijo ante un escritor como esclavo?, todo para ir a Haití y buscar una herencia. Una vez que la obtiene, regresa a París y recupera su vástago.
  • A su padre le decían el Conde Negro, y como General tuvo mucho que ver en la Revolución Francesa: la sublevación que se da a consecuencia de la caída de la monarquía absolutista. Presentándose una serie de sucesos y aventuras que sirven de influencia a Dumas para plasmar sus dos primeras obras.
  • El padre de Alejandro Dumas muere cuando apenas tenía 4 años de edad. Dejándolos casi en la ruina, causando su salida a la calle a trabajar como vendedor de tabaco y mensajero. Un oficio honrado que sirve para llevar comida a su casa desde muy pequeño.
  • Legalmente reconoció a dos hijos: Alejandro Dumas y Marie Alexandrine. Encontrándose historias sobre otros cuatro hijos más que tuvo con amantes. A los que atendía económicamente, pero nunca los reconoció como sus primogénitos.
  • Durante sus momentos de fortuna, realizó la construcción de un castillo, al cual llamó Monte Cristo, ubicado en la colina de Port Marly, hacia el oeste de París.
  • Luego de tener el aporte y colaboración de Auguste Maquet, su amistad se ve perjudicada y al denunciarlo para recuperar su dinero, Alejandro Dumas se queda en la ruina, acabando con todo el despilfarro que realizaba a través de sus fiestas, agasajos y mujeres.
  • Es importante destacar que estas fiestas en su mayoría incluían a los habitantes del lugar, convirtiéndolo en una persona muy caritativa, porque siempre estaba dando a todos a través de estos festejos.
  • Sus escritos no estaban centrados en una temática en específico, en su extenso mundo se podrá conseguir con obras de teatro, autobiografías, episodios de la historia contemporánea, cuentos infantiles, novelas de horror, sobre Italia o Rusia, entre otros.

Temáticas de su contenido

Para Alejandro Dumas, narrar y escribir no tenía limites, podía crear historias de horror, sobre algún país o simplemente cuentos infantiles. No exageramos al decir que son muchas sus obras, por lo que seremos más específicos en describirlas según el tema que trataba en ellas:

  • Obras de teatro.
  • Novelas autobiográficas.
  • Novelas biográficas.
  • Novelas sobre episodios históricos contemporáneos.
  • Novelas sobre Rusia.
  • Novelas sobre Italia.
  • Novelas de horror.
  • Novelas sobre sus viajes e impresiones.
  • Novelas cortas y cuentos.
  • Novelas y cuentos infantiles.
  • Novelas literarias.

Para complementar la información descrita sobre la biografía de Alejandro Dumas, le invitamos a apreciar este video acerca de su vida, continuando más adelante con una breve sinopsis de sus obras más destacadas.

Libros de Alejandro Dumas 

Una vez que hemos detallado momentos puntuales en la vida del aclamado autor Alejandro Dumas y conociendo el verdadero origen de sus emblemáticas inspiraciones, entramos a una parte específica de este artículo: hablar sobre algunas de sus novelas más representativas, explicando el contexto que buscó entregar este escritor. Dicho esto, no nos queda más que invitarle a continuar con la lectura.

Su primera obra: Enrique III y su corte

Tal y como se expuso en líneas anteriores, iniciamos este segmento hablando sobre la novela: Enrique III y su corte, la primera creación de Alejandro dumas, una majestuosa obra teatral que se da a conocer el 10 de febrero de 1829. Su triunfo en las tablas de Francia fue de un total éxito, en ella se conoce la historia del rey Enrique III de Francia, exponiéndolo públicamente como un hombre con gustos delicados, de frágil carácter y corrupto.

Para ello relata escenas donde este rey siempre estaba rodeado de hombres jóvenes, bien vestidos, que con una elegante y amanerada belleza le adulaban en todo momento, complaciendo sus caprichos. Su contenido literario está desarrollado en 5 actos y 30 escenas en total. La historia se compone de partes jocosas y divertidas, guardando en su narrativa una fuerte confrontación entre el pueblo y el primo del rey: el Duque de Guisa, líder del partido católico y un fuerte rival para los protestantes de la época.

Estos opositores eran un grupo de personas que se rebelaron ante el abuso de poder de los monarcas, en una época donde el hambre se podía sentir en cada esquina de las ciudades, mientras los nobles se regodean de lujos y abundancia. Situaciones tensas se vivían entre aquellos que luchaban por recuperar su economía y acusaban a la corte del rey por no considerar primero a su gente.

La historia de Enrique III se convierte en la primera fascinación del público ante los trabajos de Alejandro Dumas, por su trama, contenido y muestra de una realidad tangible para ese período. De igual manera fue llevada a un libro esta novela, quedando en sus páginas un trabajo literario único y de mucho agrado. Abriendo las puertas ante la curiosidad de las próximas creaciones de Dumas.

Anthony

Su segunda obra Anthony”, fue expuesta al público el mismo día que la anterior. Un momento muy significativo en el que dos trabajos hermosos  muestran el empeño y la dedicación a las letras del afamado escritor. Este hecho lo da a conocer entre los grandes críticos de la época como un hombre de muchas palabras, poesías e historias que contar.

La obra “Anthony” de Alejandro Dumas se ejecutó en 5 actos, todos repletos de odio, rencor y celos. Iniciando con una historia de amor que es prohibida, entre una mujer de buena clase social: Adele y Anthony, un bastardo rechazado. Luego de varios años estos dos seres se vuelven a encontrar, desarrollándose durante la trama una serie de eventos que ponen a la dama en una lucha moral.

Ella ya estaba casada, con un hijo y un compromiso serio en su nuevo hogar. El autor nos deja llevar a momentos donde la razón, el corazón, y los valores de la cultura de ese período se encuentran en un real conflicto. Alcanzando un clímax excitante en esta novela, cuando ambos deben tomar una decisión ante la constante lucha de este amor.

El desenlace ocurre cuando aparece el esposo de Adele, descubriendo este amor secreto , desencadenando lo más inesperado en esta obra literaria, causando asombro ante quienes se dejaron llevar por esta bella narrativa. Este fue el momento de mayor significancia para Alejandro Dumas, catapultándolo en un mismo día como escritor destacado y cautivando a todos los presentes en la sala teatral.

Los Tres Mosqueteros

Luego de sus dos primeras obras, Alejandro Dumas continúa escribiendo y enamorando a todos los que leen sus historias. Muchas de estas han sido relevantes, traducidas en muchos idiomas, llevadas al cine, hasta han sufrido modificaciones y alteraciones de su verdadero contenido para dar otra temática de las historias, por ejemplo terror o comedia. Los tres mosqueteros” ha sido una de sus novelas más relevantes, bajo la traducción original: Les trois mousquetaires, publicada en 1844 a través de la editorial Everest.

La narrativa nos sitúa durante el mandato del Rey Luis XIII, en Francia. Trata sobre la historia del hijo de un antiguo mosquetero, D’Artagnan un joven que alcanza los 18 años de edad y se encuentra en la búsqueda desesperada de mejorar su situación económica. Tras el apoyo de su padre D’Artagnan se dirige a París, con una carta escrita al Jefe de los Mosqueteros del rey: el señor Treville.

Una alternativa viable para unirse a la orden y poder obtener un ingreso a través de un empleo noble, pero durante su recorrido se enfrentará a una situación que cambiará todo: en el camino se tropezará con un hombre que acompaña a una hermosa mujer, quien lo desafía a un duelo posterior a un mal entendido. Esta confrontación  trasladará a los lectores de esta historia a un mundo de aventuras, ejecuciones, castillos, pasadizos y los actos más inhumanos de quienes tenían el poder.

Dumas enamora y atrapa con un ensayo que demuestra la verdadera cara del mal y cómo debe ser castigado. Actos crueles en los que se percibe una atmósfera real, atravesando circunstancias que los llevan a batallas por el honor y la lealtad, situaciones de traición y hechos donde la palabra del hombre poseía un gran valor.

La Dama de las Camelias

“La Dama de las Camelias” fue por primera vez publicada en 1848 y estaba editada sobre 288 páginas, descrita en ella la historia de Marie Duplessis, convertida en un texto sobre su vida real. Representándola como una mujer aristócrata de París, relacionada con muchas personas que fueron grandes influyentes de la época. Aunque no ha tenido grandes reproducciones en la gran pantalla, esta novela formó parte del conocido movimiento literario del Romanticismo: gracias a su expuesta demostración del amor y los sentimientos envueltos en poesía.

Como dato curioso encontramos que sirvió de inspiración al músico italiano Giuseppe Verdi, para crear su gran tema de ópera: La Traviata. En contexto en esta obra se cambia el nombre de los protagonistas, se habla sobre el amor que se tienen Margarita Gautier y Armando Duval, dos seres que se seducen apasionadamente, con un gran inconveniente: ella es una prostituta y él un hombre ilustre de buena posición, encontrándose tras una circunstancia inusual, terminan luchando por ese afecto legítimo que sienten y era discriminado por los prejuicios y las diferencias entre las clases sociales de esa época.

A pesar de buscar separarse y evitar los conflictos entorno a quienes eran, el destino los vuelve a unir. Una alianza que no dura mucho, a causa del fuerte rechazo y las críticas hechas por todos. La Dama de las Camelias” aporta una fuerte crítica a las diferencias sociales, y lo inútil que fue una comunidad para comprender el amor que sentían Armando y Margarita. Un descarado cuento de amor escrito con un lenguaje sencillo y fácil de entender, de rápida lectura, con veintisiete capítulos seductores que le atraparán en sus tardes.

El Conde de Montecristo

En 1844 Alejandro Dumas divulga El Conde de Montecristo”, una de sus historias más sólidas y reconocidas a nivel mundial. La historia cuenta sobre la vida de un hombre joven: Edmond Dantés, noble capitán de un barco, con una vida perfecta, comprometido con una exquisita dama, amado y adorado por todas las personas que lo rodean. Así se describe la vida perfecta alrededor de un caballero que sería víctima de la envidia y los celos de quien menos esperaba, otro hombre que consideraba su amigo leal: Fernand Mondego.

Este era un ser calculador y ansioso por obtener fortuna y poder, que conspira a sus espaldas con otros tres seres malvados. Así saca provecho de la vida secreta de su padre, un ilustre de la monarquía que traicionó al reino a favor de Napoleón. Acusa a Dantés de traidor, justificando en su juicio todos sus viajes y fortuna, una situación que lo sumerge a una condena segura debido a que oculta un crudo secreto: su padre en el pasado fue en realidad un traidor, por lo que calla y deja que todos se salgan con la suya.

A causa de esto recibe una condena, llevándolo a prisión a pocas horas de realizar su boda con la mujer de sus sueños. Su fortuna es arrebatada, y su prometida es obligada a estar al lado de Mondego, manipulando su seguridad y la de su familia. Pasa mucho tiempo y Dantés termina por aprender del sacerdote con quien compartía celda, un sinfín de información que le volvería conocedor de la historia.

Fue así como escuchó de su boca la historia de un tesoro, el cual le confía y le permite apropiarse, ya que es un viejo y sabía que moriría antes de volver a sentir el aire fresco en su rostro. Este es un detalle de la obra que se materializa huyendo en el ataúd donde estaba el cuerpo derrotado del anciano, ubicando el tesoro y regresando a lo que era su castillo. Sediento de venganza, se propone a rescatar a su amada y doblegar el alma de quienes le traicionaron.

El Collar de la Reina

Entregada en 1849 al mundo literario la novela “El Collar de la Reina”, es la viva narración de los sucesos que se presentaron en Francia a finales del siglo XVIII, un período donde el reinado no logró mantener la economía, llevando a su pueblo a la miseria y el hambre. Dos batallas que se perdían ante el clima frío e intolerable, mientras que detrás de las grandes puertas del castillo, la Reina María Antonieta de Austria, disfrutaba de una gran vida.

En un último intento por recobrar la calma, el Cardenal de Rohan busca interceder por el pueblo, esfuerzo que no resultó. Sintiéndose defraudado y estafado termina por unirse al pueblo francés, perdiendo la confianza en la corona, mientras estos derrochaban todo el dinero en fiestas y joyas, enojando a los lugareños cada vez más.

Dentro de esta novela se desarrollan muchos pasajes, donde la opulencia y las traiciones en el palacio van transformando poco a poco esta obra, concluyendo en una serie de sucesos que dan un trasfondo especial a la misma. Un mensaje a través de un hecho legítimo de la historia, que perdurará por siempre en las páginas de un libro.

Escritos que acabaron por ser un símbolo y advertencia ante quienes buscaran estafar, embaucar y aprovecharse de una población. Además de volverse un ejemplo para el resto de los grandes escritores que aparecieron en los siguientes años. Un ensayo que era más una biografía, cargada de verdades y franqueza en sus líneas.

La Reina Margot

Otra biografía, “La Reina Margot” fue escrita en 1845, una crónica que se remonta en el año 1572, cuando Margarita de Valois, una de las hijas de la popular Catalina de Médici y el fallecido Rey Enrique II, se ve involucrada en una historia de amor con el protestante La Mole. Mezclando momentos donde el romance roba muchas escenas y llegan a encontrarse con las brutales matanzas del Día de San Bartolomé, un hecho histórico que marcó precedentes en la evolución de la sociedad.

El autor Alejandro Dumas deja un gran repertorio de obras que narran eventos emblemáticos en la vida de los hombres, describiéndose en cada una de estas, sucesos que son más que un cuento. Sobrevalorando el poder del hombre y la sociedad, imponiendo las consecuencias de tener el mando y abusar de este. Esta obra en particular toma en principio el amor prohibido, cambiando a medida que se avanza en la lectura, a través de los actos de interés político por el poder y el reinado.

Es así como un mundo de intrigas, desafíos y complot para asesinatos se tejen contra la integridad de Enrique de Navarra, el prometido de Margarita de Valois. Un caballero que a espalda de muchos se involucra cada vez más en desacuerdos políticos, protestas y reuniones clandestinas que rechazan la manera en que los monarcas gestionan su poder.

El Hombre de la Máscara de Hierro

Varios escritores han hablado sobre la vida del hombre de la máscara de hierro, convirtiéndose en una leyenda histórica. Alejandro Dumas lo ha dado a conocer con una perspectiva algo diferente, enganchándonos en una narración expresa sobre la existencia de un hermano gemelo del pronto heredero al trono de Francia: Luis XIV.

El ensayo nos lleva al año 1662, un instante crítico para el reinado de Francia, en vista de que el pueblo preparaba una conspiración en contra de Luis XIV, quien por caprichos injustificados, habría llevado a toda una nación a morir de hambre, incluyendo burlas hacia ellos y enviando a los lugareños alimentos en descomposición.

Dumas utiliza en esta misteriosa y entretenida historia la figura de D’Artagnan, un leal mosquetero que se presta a utilizar a otra persona en sustitución del príncipe: un hombre que se encontraba en las mazmorras y se decía que era igual al príncipe; hecho que resulta crear una serie de inquietudes, por desconocer hasta cierto punto el origen de este preso y su exacta similitud con Luis XIV.

Este cambio de personajes hecho por obligación moral para evitar la pérdida de liderazgo y el desespero de una ciudad que gritaba “hambre”, genera una serie de actos que involucran al afanado lector a permanecer anclado en las páginas de este interesante texto. Traiciones, manipulaciones, batallas y hasta la confesión de amores secretos, concluyen esta animada novela dejada por nuestro célebre autor. Gozando el privilegio de haber dado un salto a la gran pantalla, siendo de igual manera una de las obras teatrales con mayor representación.

Los Caballeros Templarios

Una historia basada en una realidad, nos traslada al viernes 13 de octubre del año 1307, a una edificación antigua en la esquina de la calle Rivoli de París, el lugar donde se hacían las reuniones de los caballeros templarios: un grupo de hombres que protegían a los peregrinos que cruzaban Tierra Santa. Una misión necesaria, salvaguardarlos de Mateo Barthas, un médico que capturaba a los pobres transeúntes para realizar experimentos científicos desagradables y Paulino Giacomoni, un ateo que los buscaba y asesinaba a sangre fría.

Alejandro Dumas describe el origen de los templarios, explicando que empezaron con nueve nobles: Hugo de Payens y Geofredo de Saint-Omer, entre otros. Jurando defender al pueblo de los ataques, además de tener una fuerte devoción por la religión y amor por Jerusalén. Vestían una cruz sobre tela, predominando los colores rojo, negro y blanco. Una organización que tuvo repercusiones favorables, a causa de algunos imitadores o seguidores de su causa.

Pronto se extendieron por toda Francia, Inglaterra, Alemania, España, Portugal, Suecia, Dinamarca, Polonia, Cerdeña, Sicilia, Chipre, Constantinopla entre otros. A causa de este aumento de hombres, la orden se vio en la necesidad de cambiar a un templo cercano a la plaza de San Gervasio de París.

“Los Caballeros Templarios” es una orden que se ve afectada por el deseo de poder y la avaricia del Rey Felipe IV de Francia, conocido como el Hermoso, un monarca que se integra en esta obra y trae consigo traiciones y conflictos que dan como resultado acusaciones falsas sobre los templarios. Todo para obtener la fortuna que ellos guardaban, tesoros históricos que alimentarian el ego de los más vanidosos. La trama se revela en un sinfín de párrafos repletos de luchas entre los hombres del rey, los cobardes, traidores y los templarios.

Las Tumbas de Saint Denis

Durante todo el desarrollo de este artículo, se ha hablado sobre las novelas de Alejandro Dumas, ofreciendo una breve descripción del contenido de algunas, en sus mayoría históricas y biográficas. Dumas escribió con el mismo nivel de pasión textos de horror, siendo “Las Tumbas de Saint Denis” una de sus más apreciables, publicada en dos tomos, expresando los acontecimientos dados antes y después de un crimen en Fontenay-Aux-Roses.

Primer tomo

Iniciamos en la remota ciudad de Fontenay Aux Roses, París. Cuando un lugareño se entrega a las autoridades, tras confesar haber degollado a su esposa. Una manifestación que deja a todos impresionados, sobre todo al alcalde: Jean Pierre Ledru, quien junto a sus hombres procede a trasladarse al lugar del atroz crimen. Inquietos, porque desconocen las acciones agresivas de que hayan llevado al pobre hombre cometer tal crimen.

Cambian esta actitud por el asombro cuando este hombre se rehúsa ingresar a la casa donde yace el cuerpo de su amada, revelando que la cabeza de su mujer le ha hablado, un suceso que atrapa inmediatamente al incrédulo lector, dejándose llevar por una trama de suspenso por medio del personaje Lebru, el hombre confundido que había decapitado a su mujer.

Recibe un castigo, visto por algunos como justo, permaneciendo tan solo seis meses tras las rejas. Un beneficio dado por quienes le apreciaban y la ausencia de quien reclamara la integridad de la dama degollada. Este aspecto de la historia empieza a dar vueltas y llevarnos al cementerio de Saint Denis, lugar que posee un misterio y oscuro secreto, una espectacular historia de terror que le pondrá los pelos de punta.

Segundo tomo

Enlazado a su primera parte, Dumas nos vuelve a contagiar el deseo de saber y descubrir un misterio, captando la atención en esta oportunidad con el sacerdote Moulle, confesando y cediendo el perdón a un terrible bandido de la época llamado L’Artifaille, seguido por los crímenes de Cartouche, una comunidad de feligreses que fueron víctimas de sus robos, saqueos y violaciones.

L’Artifaille luego de recibir la indulgencia cambia su comportamiento, siendo juzgado y condenado a la horca. Moulle reza por alma del ladrón arrepentido siendo llevado a su ejecución, una descripción detallada por parte del escritor Dumas. Suceso que pasa de ser un castigo tradicional de la época, al avance de varias escenas inundadas de terror y enigmas.

El suspenso que se centra en el cementerio de Saint Denis y sobre cada una de sus tumbas, genera otros sucesos donde las cabezas de los decapitados o los cuerpos de los ejecutados se levantan de su tumba y se manifiestan ante los presentes. Por los críticos del arte literario, “Las tumbas de Saint Denis” es vista como una afamada obra de miedo, consiguiendo en sus páginas varios cuentos que terminan por poner los nervios de punta a más de uno.

El Contrabandista a Pesar Suyo

Alejandro Dumas fue un hombre con mucha creatividad literaria, pero no todos sus textos eran extensos y llenos de muchas páginas, también existen algunos cuentos que son muy cortos, conformados entre dos a cinco hojas, con un hermoso contenido literario. Preferido para los viajes cortos o las tardes de breve lectura, entre los más llamativos está “El Contrabandista a Pesar Suyo”.

La historia describe a un hombre aristócrata llamado Beautte, habilidoso para hacer prosperar un negocio que lleva su propio nombre, ubicado en la ciudad de Ginebra, Suiza. Encargado de comprar y vender cadenas, joyas y relojes. Casi siempre evadiendo impuestos al ingresar su mercancía al país, todo para obtener la mayor ganancia posible, un detalle que era conocido por muchos pero no le daban gran importancia.

La región tiene una figura que se encarga del control de la mercancía por la aduana, este es el Conde de Saint Cricq, su director y severo cobrador de impuestos, quien toma la determinación de tender una trampa a Beautte. Presentándose un día al negocio y procediendo a comprar una hermosa joya por la exagerada suma de treinta mil francos, bajo una condición: deben ser entregadas sin derechos de aduanas en un hotel de París.

Beautte acepta sin titubear sus pautas, entregándole solo un supuesto contrato privado, que le obliga a pagar el valor total más el cinco por ciento de costumbre. Cerrando el negocio con una sonrisa, Saint Cricq cree que lo hará caer en una trampa y muy pronto termina confundido bajo las astucias de un negociador de años. Endeudado y con la reliquia envuelta en un verdadero enredo, termina quedando el conde como culpable de todo, “El Contrabandista a Pesar Suyo” es una historia muy divertida, enseñando la astucia de algunos.

La Peña del Dragón

Una interesante leyenda que comienza con la breve pausa de un viajero turista, en un pequeño poblado llamado Rhungsdof ubicado en las regiones costeras de Alemania, quien emprende una caminata para conocer el lugar y sus majestuosos mitos, buscando exactamente las ruinas del Drachenfelds. Un área rocosa que entre los lugareños guardaba muchos secretos.

Es así como un paseo común se convierte en una escalada laboriosa, atravesando primero una torre cuadrada a través de una grieta, encontrándose sobre esta una cueva a la que le decían la Peña del Dragón o las ruinas de Drachenfelds, realmente muy antigua y desgastada por los años. Al entrar en ella el autor comenta con palabras muy explícitas, la fascinación del turista al encontrarse dentro de ese sitio, trayendo a su mente todas esas historias contadas.

En esta fantasía se detallaba cómo el dragón que habitaba esa caverna era alimentado a diario por los hombres más fuertes, llevándole un ladrón que era sacrificado como comida. Todo esto se hacía para que no atacara el pueblo, una situación que muy pronto trajo como consecuencia que el pueblo fuese librado de personas que robaran, pues nadie quería morir en las fauces de un dragón.

La historia se encuentra en un período donde ya no se conseguía alimentos o sacrificios con bandidos, originando que el dragón buscara cazar su propia comida bajando al pueblo, por lo que se reúnen los hombres más fuertes y valientes para llegar a su refugio y asesinar al dragón. “La Peña del Dragón” es una novela muy entretenida y fácil de leer.

Roldán después de Roncesvalles

El éxodo a Rolandseck o las ruinas de Roldán, cerca del lago Rin en Alemania, trajo consigo un interesante cuento. Un paso que se volvió tradición, apareciendo Raymond, llamado por su tío y recibido por el Conde, se encuentra durante la cena con una hermosa mujer llamada Alda, hija del Conde, una elegante figura que al encontrarse con sus ojos generó tal fuerza de atracción que hizo caer un vaso de vino.

Esta visita duraría muy poco, pero se extendió después de una invitación por parte del Conde, una situación que no pudo rechazar. A pocas horas de irse Raymond invita a Alda a una pequeña capilla que está en las afueras del caserío y ambos de rodillas se juran amor eterno. Una pasión que se alimentó con cartas, hasta que Raymond regresara pronto en busca de su amada, luego de enterarse de una batalla desatada en Rolandseck.

El autor Alejandro Dumas cautiva con una corta y breve historia de amor, “Roldán después de Roncesvalles”. Enseñándonos todo lo que debe hacer el protagonista para volver, con párrafos breves pero de una grata inspiración.

Diccionario de Cocina de Alejandro Dumas

Fue realmente un hombre lleno de ideas y letras, cuya creatividad no tenía límites. Hasta un “Diccionario de Cocina” llegó a publicar, curiosamente buscado no solo por las amas de casa dedicadas, sino también por los grandes chefs que sentían la necesidad de complementar su repertorio culinario. Enriqueciendo una biblioteca gastronómica que a pesar de no ser común entre muchos, existe y tiene fuerte influencia en el mundo gourmet.

Este diccionario es muy rápido y práctico de leer, contando con más de 200 páginas, cautiva con ingredientes, algunos platos sencillos o bien elaborados, anécdotas con cocineras, pensamientos profundos sobre algunas recetas, entre otros. Publicado por la editorial Gadir, con mucha información.

  • Por ejemplo, habla sobre la mantequilla, su valor nutricional y cómo compite con el tan apreciado aceite de oliva virgen extra. Incluyendo fórmulas para cocinar con y a través de ella, su historia culinaria y más.
  • Recetas muy detalladas y bien transcritas, como si lo hicieran nuestras abuelas. Incluyendo los consejos para la preparación de algunos alimentos que falten en la alacena.
  • Preparaciones como los Buñuelos de brioche, un delicioso plato donde se remojan las rebanadas de pan brioche en leche muy dulce, pasando por harina para luego freír en abundante aceite. Un platillo que es conocido como Torrijas de brioche, bollos esponjosos y redondos.
  • También está el puchero: un alimento tradicional entre los españoles, hecho a base de carne de vaca, con jamón e hierbas. Acompañado con patatas, es todo un manjar.
  • Garbanzos: un enorme grano que amerita un proceso muy laborioso, cocido junto a mucho ajo, cebolla y chorizos de todo tipo.

Su última obra

La última pero no menos importante obra de Alejandro Dumas se tituló “El caballero Héctor de Sainte Hermine”, formando parte de la trilogía que incluye “Los compañeros de Jehú” y “Los Blancos y los Azules”, editada por Le Moniteur Universal meses antes de su muerte, lamentablemente nunca fue publicada. Sin embargo se concretó su primera presentación en junio del 2005, con el apoyo de la editorial Phebus de Francia.

Esta historia recibe la esencia de la época napoleónica, cuando en el año 1801 aparece Héctor de Sainte Hermine, un joven de pronta carrera militar, unido a la agrupación de Jehú, luchadores en pro de los Borbones que sufrían ante el creciente poder de Napoleón. Dumas expone detalladamente el momento de paz que fue dado entre Austria y los británicos en 1802. Una paz que no dura mucho, ejecutándose posteriormente enfrentamientos que proclamaría a Napoleón en el poder para 1804.

Héctor de Sainte Hermine no estaba en contra de Napoleón, ni mucho menos a favor. Tan solo formó parte de procesos de transformación donde se rechazaba el sacrifico del hombre en las batallas, manifestando que Francia debe tener un objetivo de vida, no de sacrificio. Involucrándose en las luchas con Gran Bretaña, Rusia y Austria.

Su historia y conflictos son compartidos en el libro con el jefe de la policía del imperio, Joseph Fouche, influenciado por las ansias del poder. Entregan ambos al lector el desenvolvimiento de varias intrigas y acciones políticas que marcarán la vida de todos los personajes en la trama.

Un autor con mucho para dar

En este punto ya se habrá dado cuenta que Alejandro Dumas fue un hombre que dio mucho en todos sus libros, se podrán encontrar palabras y pensamientos que le llevarán a un mundo lleno de encantos, misterios, mitos, fantasías, amor, intrigas y diversión. Este alabado autor francés con dos siglos de recorrido en el mundo literario, fue visto entre los dramaturgos como un verdadero aristócrata de las letras.

Muchas de estas historias han sido llevadas al cine, representado esa parte sublime que entregó en sus obras. De esta manera concluimos este extenso pero interesante artículo con un vídeo en memoria a sus grandes escritos.

Si le ha gustado el contenido de este artículo, le invitamos a visitar otros temas que le resultarán interesantes: