≡ Menu

Ayer no más, Andrés Trapiello: resumen, biografía y más

En la obra Ayer no más, Andrés Trapiello, te cautivará la trama de un niño que observa el implacable homicidio de su padre al comienzo de la guerra. Después de setenta años, accidentalmente recuerda a uno de los individuos. Conoce en este apartado todo sobre esta fascinante trama.

Ayer no más, Andrés Trapiello

Sinopsis de la novela Ayer no más

La novela Ayer no más, del célebre escritor Andrés Trapiello, nos sumerge en la historia de José es profesor universitario, quien tuvo experiencia práctica en la Guerra Civil Española. Ha regresado a su ciudad, León, después de bastante tiempo de ofensa, y ha establecido la práctica diaria de comer con sus padres una vez por semana.

Durante una de estas visitas, José encuentra a su papá jugando una inexistente ronda de siete y gran parte de, un juego que ha jugado durante más de sesenta años con sus compañeros de armas muertos en el frente, a los diecisiete años. Esta imagen del papá intriga a José y es el comienzo de una cadena de funciones aleatorias que le revelarán cuál es la historia de su papá.

Cuál es la idea contradictoria de sus propios sentimientos hacia él. Sea como fuere, en Ayer no más, Andrés Trapiello; el efecto genuino lo sufrirá José durante un paseo por la ciudad, cuando acuda a la experiencia de su papá con el pasado, como un hombre que lo recuerda y lo culpa por haber asesinado a su papá.

¿Quién es ese hombre? ¿Por qué su padre, muy lejos de protegerse contra estas acusaciones, acaba de tener la opción de tartamudear “lo siento”? ¿Es su padre un asesino, alguien equipado para participar en la despiadada desaparición de un hombre antes que su pequeño hijo?

Personajes

La voz contundente en la novela Ayer no más, Andrés Trapiello es la de José Pestaña que describe, pero cuestiona, representa, levanta las voces de escritores eminentes, por ejemplo, Savater, Nietzsche, Arendto, en un juego con el lector, el propio Trapiello, tratando de comprender, aclarar y aclimatar un tema que conoce bien en general.

Pero que ahora, después de setenta años, en Ayer no más, Andrés Trapiello;  lo somete legítimamente, lo transforma en personaje de una guerra que no vivió, lo obliga a bromear entre sus pensamientos y su amor obediente y en las expresiones de Javier Rodríguez Marcos “lo hace un sospechoso de todos.

Ayer no más, Andrés Trapiello

Para su papá es un rojo descontento que busca saldar cuentas; para sus compañeros de colegio, alguien cuya guardia de la realidad y sus rincones solo tratan de velar por su papá. Todo el peso de lo que se cuenta recae sobre él y es el eje alrededor del cual giran los emprendimientos y los diferentes personajes.

En esta línea, en Ayer no más, Andrés Trapiello; la función de otros definitivamente no es un satélite, inesperadamente, es significativo a la luz de que mientras dan su perspectiva, dan información de que Pestaña no tiene ni idea y abren la historia a diferentes zonas. Por ejemplo, el colegio.

También el pueblo donde vive Graciano y distinta ocasiones, como ocurre con lo que cuenta el hijo del conservador sobre su pasado. Todo el mundo, de alguna manera, encaja en la clase de héroes de la novela.

José

Dentro de la trama de Ayer no más, Andrés Trapiello; José, a quien le llaman igualmente Pepe, ha vuelto a León, intentando deliberada o involuntariamente resolver un acertijo. Se da cuenta de que su papá oculta cosas, como la mayoría de españoles y sospecha que se mantiene discreto como gran parte de los individuos.

Ayer no más, Andrés Trapiello no es más que una novela comprobable, es una ficción de los temas genuinos que se están conociendo sobre España, que, a pesar de que comenzaron con la guerra de 1936, han cobrado especial relevancia en los últimos tiempos. Para Andrés Trapiello, el tema de la guerra no es nuevo.

Lo ha estado leyendo durante mucho tiempo y, como dije al principio, la secuela de su examen es el artículo terminado Las armas y las letras, un ejemplar en el trabajo y ejecución de periodistas en algún lugar del rango de 1936 y 1939.  En todo caso, como el propio escritor admite en una reunión, para aclararse esperaba componer una novela que le permitiera cuestionar.

Se ha dicho y en qué todas las voces podrían expresar sus razones de la manera más ideal. En cuanto a lo anterior, los individuos que realmente estuvieron en la guerra, sin lugar a dudas, hablan en un primer momento de las posiciones de las personas en cuestión y de los culpables, de los individuos que ganaron y los que perdieron.

Ayer no más, Andrés Trapiello

Personajes con emociones

Debido a los puntos altos y bajos de la trama anecdótica, estos individuos que tienen un lugar con varias edades se topan entre sí y se liberan cuestiones privadas e inquietudes emocionales que se derivan de la manifestación de la guerra, pero que ponen en duda la necesidad de saber y hablar o las ventajas de estar callado y pasar por alto todas las edades.

Por ejemplo, el caso del narrador José Pestaña que ha tenido un enfrentamiento filosófico con su papá desde su infancia; cuando el pasado resulta ser implacablemente presente, a pesar de que intenta romper la obstrucción que los aísla en el sistema de creencias grupo y encuentra, sin negar las atroces realidades, que todos fueron víctimas y arrastraron.

Por diferentes razones, los resultados de una circunstancia que los conquistó, no lo logra; está tranquilo y lo principal que logra con su tranquilidad es ampliar adicionalmente el agujero que lo aísla de su familia y negar la Historia. Directamente vinculado a la manifestación del recuerdo, se encuentra disponible el tema de la Ley de Memoria Histórica instituida en España (Ley 52/07) el 26 de diciembre de 2007.

La cual percibe y amplía derechos y construye medidas para las personas que sufrieron abusos o vicios durante la guerra común y la tiranía. José Pestaña, abriendo una discusión dudosa con sus asociados en el colegio y con un lector similar, sostiene que es aceptable que la administración, a través de leyes, aliente a los trabajos de recuperación de estancias en las tumbas.

Graciano y Germán

Una de las características más intrigantes de Ayer no más, Andrés Trapiello, es que muestra quiénes y cómo son hoy la pareja de héroes de la guerra que aún están vivos, ejemplificados por uno de cada bando: Graciano y Germán, fracaso y campeón, víctima y culpable.  Además, aquí resulta cierto que a pesar de que todos aguantaron previamente.

Sus mentalidades y prácticas han sido totalmente diferentes poco tiempo después. Estas distinciones son las que no han permitido a largo plazo, la información sobre la realidad, la reconocimiento, compromiso y, por fin, desatención; la tercera España que tanto se ha discutido y que salvaguarda Trapiello.

Una España que está por encima de los bloqueos que aislaron y separan a los competidores de la guerra, el papá de José, tras enfrentarse a su informante dice: obviamente que las cosas ocurrieron en la guerra que no debería haber ocurrido. Nosotros en conjunto lo hicimos.

Resumen de la novela Ayer no más

En 2012 Andrés Trapiello distribuyó su novela Ayer no más en Destino, en la que atiende a un tema siempre delicado, una combinación de lo social y lo político, mezcla espinosa, tal vez registrado, pocas veces la historia, que mantuvo a España en una condición de conversación estable. La crónica de la memoria.

Además, en Ayer no más, Andrés Trapiello; el espanto de la Guerra del 36, obviamente. Avanzar hacia todo lo que preocupa a estos sujetos de la memoria crónica, de alguna manera, es comportarse imprudentemente. Con toda probabilidad habrá una diferencia, una dudosa, incluso una molesta, intentaríamos afirmar.

En cualquier caso, cuando hacemos ficción con ellos. En cualquier caso, cuando intentamos confeccionar una charla con la que plasmar esta realidad, y en el camino más imparcial y característico que se pueda concebir, con el claroscuro medio de cualquier función. Como ocurre en la novela.

Un Período

La trama de Ayer no más, Andrés Trapiello comienza en el León local del creador, largos periodos de la década anterior, 2.000 y algo así. Además, su personaje principal es Pepe Pestaña, un destacado académico y anticuario, investigador y analista de esta época en nuestro conjunto de experiencias.

Un hombre perspicaz sin ser ensimismado ni ensimismado, erudito sin caer en la precisión, examinado sin necesidad de sonar serio, un espectáculo poco común en el clima en el que trabaja. Con una trayectoria laboral trascendental y una base social rebosante de beneficios y pensamiento, vuelve a visitar lo que fue el lugar de sus padres, con su familia.

Quien piensa en él, a medida que avanza la novela, un familiar, supongo, discutible, peligroso, continuamente ofreciendo inconvenientes a su papá, viajando, incesantemente desde sus cimientos subyacentes, desinteresado con ese clima, núcleo familiar. Este retrato que tiene de él su familia se interpreta.

Posiblemente se sugiere en la novela, en celos y deseo; celos y envidia del campeón que logró lo que se propuso, sin importar si eso lo llevó a abandonar a los más cercanos a él. La separación no marca la diferencia, sin embargo lo que hizo Pepe con ella: avanzar. Sin embargo, tras presentarse en León, Pepe conoce a una figura clave en la mejora de la trama.

Alguien que agita cada uno de sus arreglos, y los de la novela: su papá. Con un pasado ligado al Movimiento, con un cariño falangista -sostuvo situaciones significativas en el franquismo  su papá vio un homicidio de uno de los habitantes del barrio, cercano a la filosofía conservadora, obviamente.

Un Evento

Después de setenta años, el hijo del asesinado, que en ese momento estaba disponible, se encuentra en una cafetería con el papá de Pepe Pestaña. Sobre esta recopilación se produce uno de los hilos con los que tejer la novela, a pesar de que no está sola. Luego en Ayer no más, Andrés Trapiello, nuevamente tenemos el mundo universitario, educador y especialista de Pepe Pestaña.

Fortaleza de la administración académica y la vida laboral en la rama del personal. Allí conocemos a José Antonio, supervisor de la oficina, a Mariví, su media naranja, además de educadora y analista, propone gesto de endogamia erudita, y a Raquel, una joven y hábil especialista en historia, ingenua y hasta cierto punto esperanzada.

La cual ayuda en el retrato de los personajes, para afrontar cómo las dos edades que sucedieron a la guerra toman la investigación de esta época: la de José Antonio y Mariví, y la de Raquel; algunos de los sesgos de la cercanía, de los individuos que realmente arrastran asuntos privados, dada la cercanía de la función.

El otro por la inclinación a pasar página y fabricar más ciencia que sentimientos de resentimiento. Quizás, además de Mariví, experimenten los efectos nocivos de la naturaleza multifacética en la base de sus personajes. Bastante sorprendente. Aunque no menos válido para eso. El cuento en Ayer no más, Andrés Trapiello, gira alrededor de estos dos tiempos y lugares de la trama.

Una Percepción del sentimiento

Sin desvelar en Ayer no más, Andrés Trapiello al extremo su sustancia, que tan intrigante es percibir cómo sentimientos o intereses individuales, intereses, el lado nublado del alma humana, se inmiscuyen en la elaboración de una actividad tan respetable como la de tratar la Guerra Civil desde la historia.

Cómo, por ejemplo, Mariví, a partir de ahora afirmamos que probablemente el mejor cuadro de este libro, antepone el reconocimiento, la vanidad, la personalidad. A la realidad material de las realidades actuales, independientemente de que sus exámenes expliquen, según una perspectiva auténtica, lógica, para apoyar a los lectores, los homicidios de la Guerra Civil.

Está más interesada en la apreciación de la prensa, las afiliaciones y las organizaciones que en la conveniencia, incluso la veracidad, de su trabajo. Con un estilo inconfundible y líquido, evidentemente ligero y básico, a pesar de que no liberado de entendimientos y sutilezas, además sin la necesidad de atribuir giros o postizos vacíos a la escritura el tema a partir de ahora.

Un poder que ofrece en Ayer no más, Andrés Tapiello, una novela en la que se salva un período convulso a lo largo de toda la existencia de España. O, por otro lado, dos, dependiendo de cómo se vea.

Andrés Tapiello

Andrés Trapiello es un escritor e investigador español. Creador del asombroso Salón de los Pasos Perdidos, auto-retratado como una novela en progreso, de la cual parece que hasta la fecha 22 volúmenes. Su obra Ayer no más, es la protagonista de este artículo, conoce un poco sobre la vida de este autor.

Biografía

Andrés García Trapiello nació en Manzaneda de Torío, zona de León, en 1953, siendo uno de los nueve hijos de un rico ganadero y cargador falangista, Porfirio García, casado con Laura Trapiello. Luego de dos años la familia se mudó a León para vivir en el lugar de su abuelo paterno. Algunas personas de su familia han tenido tendencias humanistas.

Un tío ministro, César Trapiello, artista visual y columnista, de quien era un joven de la iglesia, lo familiarizó con la lectura; un tío increíble, José Trapiello, fue un artista pionero; y su hermano Pedro García Trapiello es escritor. Consideró el ingreso a la escuela secundaria en un colegio dominicano y al PREU con los maristas de Palencia.

Tras una salida a Marsella, donde ocupó el cargo de servidor, ingresó a una comunidad religiosa dominicana en Caleruega (Burgos) hacia fines de 1970, sin embargo fue destituido dos meses después del hecho por desconfiar y descartar la autodestrucción. Su papá lo echó de la casa más tarde cuando encontró algunas cantidades de Mundo Obrero debajo de su cama.

En ese momento pasó cinco meses en Madrid con ciertos agitadores y en un beneficio, manteniéndose con vida en posiciones indeseables. Posteriormente hizo filología en la Universidad de Valladolid arrastrado a esa ciudad por la falsa garantía de trabajar en la fábrica de su tío paterno.

Un Servicio

Entonces se unió a la Joven Guardia Roja y en ese momento estaba componiendo y formando equipo en la prensa; era un individuo del Partido Comunista Maoísta de España Internacional PCE, de los cuales fue depurado en 1974 como “revisionista y adicto a la medicación”.

En 1975 se trasladó a Madrid, donde vive actualmente, empleado como director editorial de una revista de artesanía, Guadalimar; Además trabajó hasta 1978 en el programa social Encuentros con las letras de TVE. Allí conoció a su media naranja, Miriam Moreno (1954), de la que tiene dos hijos.

Coordinó las revistas Entregas de la Ventura y Número, y restableció la casa distribuidora de Trieste; Asimismo colabora con la distribuidora granadina Comares. Su épica El barco fantasma (1992) fue recibida con colosal antagonismo por los eruditos liberales, debido a que se había distribuido en cuestión de segundos antes que el falangista Sánchez Mazas.

Es particularmente conocido por su revista (de la que, hasta ahora, ha distribuido 22 volúmenes, que obtienen el nombre conjunto de Salón de Pasos Perdidos) y sus libros. Además, se ha dedicado a explorar la historia académica, especialmente centrada en algunos periodistas repetitivos.

Cervantes, Galdós, Juan Ramón Jiménez y Unamuno,  a pesar de ser el creador de títulos abiertos a la población en general. Algo más allá de un especialista académico, se reconocería a sí mismo como un lector entusiasta. En uno de sus trabajos, sin duda el más significativo y amplio, Las armas y las letras.

Un Cambio de carrera

Escritura y Guerra Civil (1936-1939), examina la conducta de los periodistas y de las personas conocedoras de ese período, tanto del lado revolucionario (por ejemplo, Torrente Ballester, Álvaro Cunqueiro, Rafael Sánchez Mazas o Agustín de Foxá) como del conservador (Antonio Machado, Rafael Alberti, Bergamín, Miguel Hernández, García Lorca, etc.)

Así como los neutrales (Pío Baroja, Azorín, Unamuno, Manuel Chaves Nogales, Clara Campoamor). Interesado por el extremismo artístico, ha salvado elaborado por los principales escritores falangistas, infieren que estos “ganaron la guerra, pero perdieron las páginas de los manuales de redacción”.

Trapiello, que ha salvaguardado que “no se debe politizar el pasado”, era una posibilidad para el Senado de Madrid en los registros de la UPyD de las elecciones generales de 2015 y una de las personas, propuesta por Ciudadanos, del Comisionado de la Histórica Memoria, una sustancia elaborada por el Ayuntamiento de Madrid en 2016.

Se dotó de la planificación de un informe sobre la diferencia de categoría de carreteras de la hoja de ruta de Madrid para seguir la Ley de Memoria Histórica de la que, sin embargo, no está un detractor.

Otras obras 

Ayer no más, Andrés Trapiello no fue su única obra, existen muchas más. Ensayos que desde 1979 han deleitado los más exigentes gustos de las novelas o escritor literarios. Para conocer algunos, le ofrecemos una breve lista de estos destacados trabajos:

  • Las tradiciones
  • Contra toda evidencia
  • Ya somos dos
  • Las vidas de Miguel de Cervantes
  • El escritor de diarios
  • Nosotros los solitarios
  • Junto al agua
  • Las tradiciones
  • Al morir don Quijote
  • Locuras sin fundamento
  • El tejado de vidrio
  • Las nubes por dentro
  • Los caballeros del punto fijo
  • Las cosas más extrañas
  • Una caña que piensa
  • Los hemisferios de Magdeburgo
  • Do fuir, 1995
  • Las inclemencias del tiempo
  • El fanal hialino
  • Siete moderno
  • El jardín de la pólvora
  • La cosa en sí
  • Sólo hechos
  • Mundo es
  • Diligencias
  • Mil de mil
  • La vida fácil
  • El mismo libro
  • Acaso una verdad
  • Los confines
  • Ayer no más
  • El final de Sancho Panza y otras suertes
  • El gato encerrado
  • Rama desnuda
  • Todo es menos
  • El azul relativo
  • La brevedad de los días
  • Mar sin orilla
  • Manuel Hidalgo, Fobias
  • Madrid once de marzo

Premios y reconocimientos 

La historia Ayer no más, Andrés Trapiello ha recibido buen elogio, pero de igual manera en toda su faceta este autor ha obtenido más de un reconocimiento, por lo cual te ofrecemos una breve lista y conozcas cuales son:

  • Premio Internacional de Novela Plaza & Janés
  • Premio Francisco Valdés
  • Premio Castilla y León de las Letras
  • Mejor novela para los lectores de El País
  • Premio de la Crítica de poesía castellana
  • Premio a la mejor novela extranjera en China
  • Premio Fundación José Manuel Lara
  • Prix Européen Madeleine Zepter a la mejor novela extranjera
  • Premio don Juan de Borbón
  • Premio de las Letras de la Comunidad de Madrid
  • Premio Nadal
  • Premio Nacional de Periodismo Miguel Delibes
  • Premio Julio Camba

En este interesante apartado, pudiste leer sobre la excelente historia llamada Ayer no más, Andrés Trapiello. Ahora le invitamos a ver el siguiente vídeo y leer sobre estas otras novelas que ofrecemos en los siguientes enlaces.